Prevención: El camino hacia un corazón saludable, ¡Cuida tu corazón!

Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en el mundo al registrar 17.9 millones de fallecimientos al año, asegura la Organización Mundial de la Salud (OMS). Estima que para 2030 casi 23.6 millones de personas pueden morir por una de estas afecciones, de ahí la importancia de informar, prevenir y, en su caso, controlarlas.

El Dr. Ángel Solano, cardiólogo clínico y catedrático de la Universidad Veracruzana, explica que estas enfermedades se pueden evitar y controlar con una adecuada prevención, atención y tratamiento.

Existen diversas enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, las de mayor relevancia son las que implican el bloqueo de las arterias coronarias producido por la formación de placas de grasa, llamados ateromas (masa de grasa, colesterol y otras sustancias dentro y sobre las paredes de las arterias), ya que son la principal causa de muerte en el mundo. Las más comunes son por infarto del miocardio e hipertensión arterial.

Hay que destacar que un porcentaje importante de enfermedad cerebrovascular es secundaria a enfermedades cardiacas. Durante 2021 se reportaron 1,117,000 muertes en personas de más de 45 años de edad en nuestro país”, señala el especialista del Hospital D’María, en ocasión del Día Mundial del Corazón que se celebra el 29 de septiembre, con el propósito de concienciar a la población sobre la importancia de estas enfermedades y promover su control.

EDAD, GÉNERO Y ALIMENTACIÓN, ALGUNOS FACTORES DE RIESGO

La edad, el género, los antecedentes familiares y la dieta son algunos de los factores de riesgo que podrían desencadenar algunas enfermedades cardiacas.

“La edad es uno de los factores de riesgo cardiovascular más importantes. La prevalencia e incidencia de insuficiencia cardíaca se duplica cada década a partir de los 40 años y es más frecuente después de los 65 años. No se acaba de entender por qué los hombres tienen un mayor riesgo de tener enfermedades cardiacas, pero lo cierto es que, en promedio, el riesgo cardiovascular de una mujer equivale al de un hombre 20 años mayor. Uno de los factores más importantes son las hormonas”, destaca el Dr. Solano.

El especialista resalta otros factores de riesgo mayores como la diabetes, hipertensión, colesterol elevado y tabaquismo, que son los más determinantes para producir enfermedad cardiaca. “Los factores de menor riesgo, pero que no dejan de serlo, son muchos: obesidad, edad, sexo masculino, sedentarismo, estrés y mala alimentación, por nombrar solo los más frecuentes”.

¿Cómo prevenir y controlar algunas afecciones cardiacas?

Cuidar el corazón es cuidar la salud en general, ya que un corazón sano interactúa correctamente con los demás órganos del cuerpo, como el pulmón y el riñón, bombeando la sangre oxigenada de forma efectiva.

El Dr. Ángel Solano, cardiólogo clínico con 26 años de experiencia, señala que la mayoría de afecciones cardiacas son prevenibles o por lo menos se puede reducir el riesgo de estas enfermedades que durante el primer semestre de 2022, fueron la primera causa de muerte en México, al registrarse 105, 864 fallecimientos según reportó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

“Lo principal es tener un estilo de vida saludable, que incluya una dieta sana (baja en grasas, azúcares y sal), ejercicio físico diario, evitar fumar, así como un adecuado control del estrés. En caso de haber enfermedades como diabetes, hipertensión o colesterol elevado, un adecuado tratamiento es indispensable para reducir el riesgo.

Esto es de mayor relevancia en los que ya están diagnosticados con enfermedad cardiaca, donde además se indicará un tratamiento especial y personalizado, así como estudios y eventualmente intervención quirúrgica”.

El Dr. Solano resalta que una vez diagnosticado con alguna enfermedad cardiaca se deberá seguir un tratamiento de por vida. “Generalmente son enfermedades para siempre, solo controlables con tratamiento”.

¡A cuidar el corazón!

Las enfermedades cardíacas son más fáciles de tratar cuando se detectan a tiempo. El Dr. Ángel Solano menciona que los chequeos médicos periódicos son de gran relevancia y no esperar a que surjan señales de alarma como fatiga, dolor de pecho, palpitaciones o mareos.

 “Después de los 30 años es recomendable acudir al médico para un reconocimiento general para detectar enfermedades que son de riesgo para el corazón, varias de estas ‘silenciosas’ y sólo reconocibles en consulta o con estudios de laboratorio. Esto, a pesar de que no existan síntomas. Mayormente recomendable cuando hay antecedentes familiares de enfermedad cardiaca o en personas con obesidad o fumadoras”, destaca.

Finalmente, el especialista en cardiología clínica reitera la relevancia de la prevención, como el paso más destacable para la reducción de este gran problema de salud mundial, especialmente en México, donde la obesidad es muy prevalente, incluso desde la infancia. De ahí la importancia del Día Mundial del Corazón.

La Federación Mundial del Corazón con el apoyo de la Organización Mundial para la Salud y la UNESCO designó en el 2000 el día 29 de septiembre como el primer Día Mundial del Corazón. Esto obedeció a una estrategia para poder tener la oportunidad de dar a conocer masivamente las enfermedades cardiovasculares, su prevención, control y tratamiento, concluye el Dr. Ángel Solano, cardiólogo clínico del Hospital D’María.

SABÍAS QUE…

El 29 de septiembre se celebra el Día Mundial del Corazón desde el año 2000 por iniciativa de la Federación Mundial del Corazón con el apoyo de la OMS y la UNESCO.

La Federación Mundial del Corazón, con sede en Ginebra Suiza, es una organización no gubernamental creada en 1972 que agrupa a más de 200 sociedades científicas y fundaciones relacionadas con la salud cardiovascular.

PARA SABER

  • Las mujeres tienen mayor riesgo de desarrollar enfermedades cardiacas debido a las hormonas.
  • La edad es uno de los factores de riesgo cardiovascular más importantes. La prevalencia e incidencia de insuficiencia cardíaca se duplica cada década a partir de los 40 años y es más frecuente después de los 65 años.
  • Antecedentes familiares, tabaquismo, sedentarismo, obesidad, mala alimentación y estrés son algunos factores de riesgo modificables.
  • Algunas enfermedades cardiacas son prevenibles y/o controlables con una adecuada prevención, atención y tratamiento.

EN CIFRAS

  • 9 millones de personas mueren en el mundo anualmente por enfermedades cardiovasculares.
  • 6 millones de personas se estima que morirán en 2030 por esta causa, según la OMS.
  • 105,864 fallecidos en México registró el INEGI por enfermedades del corazón en el primer semestre de 2022.

 

About the author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.