Donarán 400 tomografías computadas de tórax  para diagnosticar cáncer de pulmón

De acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud, en México el cáncer de pulmón se encuentra en el séptimo lugar por su frecuencia al provocar 7 mil 811 casos nuevo al año, y ocupa el primer lugar como causa de muerte por cáncer, ya que el 86% de los que lo padecen mueren por esta causa (7 mil 044 fallecimientos), lo que hace necesario tanto un diagnóstico oportuno como el acceso a tratamientos innovadores que incrementan la esperanza de vida de los pacientes.

Las cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS) señalan que esta neoplasia continúa siendo la más agresiva y mortal en el mundo, registrando un incremento en su incidencia del 30%, en la última década. Solamente entre el 5% y el 8% de los casos son detectado en estadios tempranos.

Es una realidad que el tabaco es uno de los factores de riesgo más comunes para padecer esta enfermedad; sin embargo, en el caso de las mujeres, pueden presentarse otros factores de riesgo relevantes como es el cocinar con humo de leña o ser fumadores pasivos, ya que, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI) en México el 20% de los hogares continúan cocinando con humo de leña y, en las zonas más rurales donde esto sigue presente.

Además de estos factores están: el asbesto, presente en láminas, tinacos, minas y en el concreto de los edificios que al caerse o demolerse se expanden por el aire. Las personas expuestas al asbesto también pueden padecer mesotelioma. Otro factor de riesgo es el radón, gas que en el ambiente exterior puede no ser peligroso, pero en el interior sí. En Estados Unidos las viviendas y edificios pueden tener niveles altos de radón en el interior (como en los sótanos).

Por otro lado, las autoridades de salud en el país han recomendado a fumadores activos y pasivos (y a quienes están expuestos al humo de leña, así como a la radiación y al asbesto) acudir con su médico y, con base en su recomendación, realizar una tomografía, a fin de detectar tempranamente cáncer de pulmón.

Considerando las cifras anteriores y en materia de diagnóstico, actualmente, la tomografía computada de tórax (TAC de tórax) es un método diagnóstico por imágenes mediante rayos X y es el único examen probado para reducir el número de muertes por cáncer pulmonar, asociado a la detección precoz de la enfermedad.

De acuerdo con el Dr. Francisco Corona, Cirujano Oncólogo Adscrito al Departamento de Cirugía de Tórax y la Unidad Funcional de Oncología Torácica del Instituto Nacional de Cancerología en México (INCan):“En los últimos años, la tomografía computarizada se ha estudiado en personas con un mayor riesgo de padecer cáncer de pulmón, ya que esta puede ayudar a detectar áreas anormales en los pulmones que pueden ser cáncer”.

Agregó también que “Las investigaciones han demostrado que el uso de este estudio como prueba de detección en personas con un mayor riesgo de cáncer de pulmón salvaron más vidas que las radiografías de tórax y en el caso de las personas con un riesgo más alto, la tomografía computarizada anual que se realizan antes de presentar síntomas ayuda a reducir el riesgo de morir a causa de cáncer de pulmón y es un estudio indoloro que toma un tiempo no mayor a 30 minutos para realizarse”.

Por ello, AstraZeneca anunció que a través del programa MAZ Diagnóstico, en colaboración con los laboratorios Chopo y Salud Digna se otorgarán 400 tomografías sin costo a quienes lo necesiten, a través del programa de salud y asociaciones de la sociedad civil, siempre bajo recomendación médica.

El doctor Corona indicó que el screening o tamizaje permite detectar casos de cáncer de pulmón cuando aún no hay síntomas y señaló que por cada 320 pruebas diagnósticas (tomografía computada) se puede salvar una vida.

Por su parte Salvati, en voz de su directora Adela Ayensa, indicó que se implementará un programa de actualización de cáncer de pulmón para médicos generales y de primer contacto, a fin de que tengan mejores herramientas para diagnosticar este tipo de tumor que en sus etapas tempranas no da ningún síntoma.

De igual forma se dijo que existen terapias innovadoras tales como Durvalumab, la cual es una opción para personas que no son candidatos a cirugía en pacientes localmente avanzados y Osimertinib un tratamiento de 3era generación para cáncer de pulmón de células no pequeñas metastásico con mutación del EGFR (receptor del factor de crecimiento epidérmico). Todo esto con la finalidad de poder brindar a los pacientes una mayor esperanza de vida mediante diversas acciones que beneficien el diagnóstico y tratamiento oportuno.

 

 

About the author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.